0
Cesta0 productos
<< Volver a la página anterior

Remedios Sánchez Ibéricos con nombre de mujer

Tradición artesanal heredada de cuatro generaciones, secaderos naturales y una cuidada selección de los mejores cerdos de Extremadura; se suman para crear un producto único, exclusivo y de lujo, una auténtica joya de la más alta gastronomía.

Charcutería

Paleta de Bellota Ibérica Reserva Seleccionada Remedios Sánchez

159,00 €
Unidades:
añadir a la cesta

Elaborada en Guijuelo con métodos artesanales y secaderos naturales.
Peso aproximado 4,5/5kg.

Este pack incluye:

  • 1 x REMEDIOS SÁNCHEZ Paleta Ibérica de Bellota 4,5 - 5Kg aprox.
Descripción
más información

A partir de cerdo ibérico de bellota de más de 18 meses criado en libertad en Extremadura. De 4,5/5kg aproximadamente.
Punto de sal muy bajo que le da un sabor dulce a la pieza y una personalidad especial y lo hace más saludable.
24 meses mínimo de curación en bodegas naturales teniendo cuidado cada día de su evolución hasta conseguir piezas únicas y con carácter propio.

La marca más personal de Remedios Sánchez se basa en la búsqueda constante por la calidad superior y en una cuidada selección del producto. Solo así consigue un puesto destacado en el mercado de los ibéricos, apostando siempre por una elaboración tradicional y auténtica.
Remedios Sánchez es la cuarta generación al frente de esta empresa familiar y representa una filosofía de trabajo basada en la elaboración artesanal heredada a lo largo de los años. Esta manera de trabajar se caracteriza por buscar siempre la máxima calidad con una producción limitada que le permite un mayor cuidado y control de todos los productos que elabora. Sus secaderos naturales, el mimo por el producto y el trabajo artesano destacan en esta empresa de Guijuelo que se aleja de procesos industriales y que apuesta por mantener la fidelidad de la familia por la calidad y la pasión por los ibéricos artesanales.
Otro aspecto fundamental que hace únicos a sus productos es la materia prima: toda la producción procede de cerdos ibéricos de Extremadura, alimentados exclusivamente de bellota y criados en las mejores dehesas donde viven libres en el campo. Su pureza racial es del 75-100% de raza ibérica y año tras año son seleccionados minuciosamente para alcanzar la mayor calidad.
El último elemento clave para la calidad y autenticidad de estos productos es el peculiar clima de la zona de Guijuelo que, gracias a los secaderos naturales que utiliza Remedios Sánchez, influye directamente en la curación de los ibéricos: regulan la temperatura y humedad abriendo y cerrando las ventanas, como se ha hecho en la familia toda la vida, de una forma natural.
Los ibéricos de Remedios Sánchez también se diferencian por tener un punto de sal muy bajo en busca de un producto natural y saludable. Tienen el punto de curación tradicional que puede alcanzar hasta 60 meses en el caso del jamón y, en el caso de los embutidos, se utilizan las piezas nobles y más selectas del cerdo y, además, se da un toque tradicional con un secado en chimenea de leña de encina.
El resultado final es un producto de altísima calidad, una auténtica joya a la que Remedios Sánchez ha sabido imprimir su personalidad, la mirada femenina y de vanguardia que los hace realmente únicos.